El seleccionado femenino Sub 12 fue el mejor del Sudamericano disputado en el Golf & Country Club de la ciudad de Trujillo, Perú: El equipo compuesto por Martina Pavissich, Antonia Vergara y Consuelo Alarcón, hizo historia, considerando el último logro en 2008, cuando las Sub 16 integradas por Daniela Seguel, Fernanda Brito y Belén Ludueña se impusieron en Santiago.

Diez años más tarde, nuestro país reverdece laureles y asegura su participación en la Copa COSAT en Santa Cruz, Bolivia, segunda edición del certamen donde se medirán con Canadá, México, un combinado entre Centroamérica y el Caribe además de las mejores selecciones del Sudamericano de Trujillo.

Respecto a este logro, quien dirigió a este equipo, Carlos Marchant, habló en exclusiva con Faro Deportivo:

Usted ha estado activamente trabajando en todos los sudamericanos juniors ¿Qué podría decirme respecto al desarrollo y evolución de las chicas en nuestro país?
“Los resultados o buenas generaciones generalmente son cíclicos.  Solo países como Argentina y Brasil logran mantener buenos resultados en forma constante año tras año. El resto de los países la situación va cambiando año a año. Si hay que destacar, que en los últimos años países como Perú y Bolivia han mejorado mucho es sus niveles de competencia”.

¿En cuanto al tenis 10 qué le parece la implementación y desarrollo de esta actividad en los juniors en cuanto a beneficios en la adaptación a la cancha normal por ejemplo o el uso de bolas de baja presión?
“A mi modo de ver es fundamental, para el desarrollo de jugadores la mayoría de los jugadores que han pasado por esta etapa llegan muy bien formados desde el punto de vista táctico a la hora de continuar su desarrollo en M.12”.

¿Qué podría decirnos en cuanto al contexto: Con poco hacemos mucho con estas chicas…(salvo honrosas menciones como la del club Manquehue)?
“Es un tema lago de analizar, necesitamos más entrenadores que les guste el trabajo con las chicas, que las entiendan y que entiendan que el tenis femenino no es lo mismo que el de los varones. Pero estoy seguro que si nos seguimos uniendo como la Iniciativa que se desarrolló en conjunto con el profesor Daniel Guillier la que llamamos Sábados femeninos en que simplemente nos juntábamos en un club y hacíamos jugar a las chicas toda la tarde entre ellas independiente de la edad es muy bueno. Siempre hablamos que son pocas pero también hacemos poco para juntarlas. Iniciativas como la que realizó Macarena Miranda, el hacer un torneos paralelo a los Torneo para chicas de 12 y 14 (Antonia y Martina los jugaron) profesionales es otro gran aporte. Si queremos más tenis femenino debemos trabajar para lograrlo”.
.
Cuéntenos específicamente lo que fue la exitosa gira de las chicas de 12 y el gran resultado obtenido en el sudamericano…
“Primero un equipo parejo tanto Antonia Vergara y Martina Pavissich si bien tienen propuestas diferentes de tenis ambas son buenas jugadoras ambas ya dejaron la categoría y comenzaron a participar en la superior. No te olvides que Antonia fue la Nº1 en 14 y Martina ya en el primer nacional llegó a la final. Una vez que uno logra los niveles de la categoría debes aumentarles el nivel de exigencia. En el caso de Consuelo ella también va por un buen camino, tiene un excelente entrenador y seguramente en un futuro también nos dará muchas alegrías. Ella cuando le tocó entrar a la cancha lo hizo bien con menos experiencia que Antonia y Martina”.
.
¿Alguna historia o anécdota simpática durante este viaje? Cómo planifico la serie? Situaciones o momentos que recuerde como rescatables?
“Más que anécdota una medida, Todos los días las chicas una vez terminada la cena (20:00 – 20:30) ellas me debía entregar sus teléfonos celulares. Medida importante para que ellas hicieran un buen descanso y se desconectan de las redes sociales. Como muchas veces nos tocó el grupo más difícil, pero este grupo de chicas, con carácter supieron enfrentar muy bien cada etapa”.
.
Proyección y trabajo con las chicas a nivel federado o desde los clubes o academias ¿Qué se está haciendo y qué se puede hacer?
“Tal como te lo dije, históricamente no hay un trabajo establecido, sino iniciativas que  tenemo que liderar si queremos que este grupo de chicas siga creciendo. La generación del 92 también comenzó con un Vice Campeonato Sudamericano y ya sabemos que en estos momentos son nuestras mejores jugadoras a nivel profesional. Tenemos un grupo muy buenos de chicas de 12 y 14, no debemos descuidarlo pero eso depende de padres, entrenadores que nos juntemos y hagamos cosas por estas chicas”.

Comentarios

comentarios