Tres nuevos partidos por las clasificatorias a China, jugados en México, Estados Unidos y Puerto Rico, con dos victorias locales y una del visitante, cerrando la primera mitad de los duelos a jugarse en esta mueva ventana de partidos..

Y fue Argentina quien obtuvo un valioso triunfo en el arranque de la segunda etapa por las eliminatorias a China 2019 como visitante en Ciudad de México, donde derrotó a la selección azteca por 78 a 74 y prosiguió al frente de las posiciones del Grupo E junto con Estados Unidos (6 victorias en 7 juegos). En su próxima parada Argentina deberá medirse ante Puerto Rico en Formosa el lunes 17.

Facundo Campazzo, con 26 puntos y 8 asistencias en 37 minutos, fue la figura excluyente que mostró el conjunto de Sergio Hernández en el balance de un juego que durante el tercer cuarto sufrió varias interrupciones y estuvo suspendido por fallas en el reloj de 24 segundos.

De movida Argentina marcó distancia y antes de cumplirse los primeros cinco minutos pasó a ganar por trece (2-15 máxima). Fue el momento en que México prácticamente erraba todo lo que tiraba, cometió demasiadas pérdidas (totalizó 18), y el equipo nacional mostró pasajes de juego asociado con el que construyó diferencias y evidenciaba una clara supremacía.

Sin embargo, después ni Argentina pudo mantenerse ni México podía seguir fallando. Un par de triples de Girón le dieron al local una buena dosis de oxígeno (16-26) y en el segundo segmento con Ayón (18+12) y Méndez (15) fundamentalmente los mexicanos empezaron a prevalecer (24-30, 32-27) hasta que Vildoza le bajó el telón a la primera mitad (32-40).

Apenas iniciado el complemento México redujo a una posesión (39-42) y Argentina dependió cada vez más de alguna genialidad de Campazzo hasta que todo entró en el terreno de la anormalidad cuando el reloj se detuvo con frecuencia y dijo basta (43-48). Después de más de veinte minutos de espera en la reanudación México logró su objetivo e igualó (54-54).

Argentina pasó por su peor producción en el último cuarto. En ese instante se quedó sin gol y México se encaminó a la victoria (61-55 máxima). Pero en su camino apareció Campazzo, el cordobés sumó siete, el resto dio muestras de personalidad, evitó que lo lleven por delante y el “Albiceleste” resucitó con parcial de 10 a 0 (61-65).

Finalmente, cuando restaba 1:11, un triple de Brussino resultó decisivo (66-73). Del resto se encargó el mismísimo Campazzo con cinco tiros libres entre los intentos mexicanos de cortar con falta y recuperar la posesión.

México (74): Paul Stoll 8, Francisco Cruz (x) 4, Jonatan Machado 4, Irwin Avalos 0, Gustavo Ayón 18 (fi); Gabriel Girón 10, Lucas Martínez 8, Orlando Méndez 15, Fernando Benítez 2, Arim Solares 5. DT: Iván Deniz.

Argentina (78): Facundo Campazzo 26, Luca Vildoza 10, Nicolás Brussino 9, Luis Scola 8, Marcos Delía 8 (fi); Nicolás Laprovittola 6, Gabriel Deck 9, Javier Saiz 0, Máximo Fjellerup 2. DT: Sergio Hernández.

Arbitros: Guilherme Locatelli (Brasil), Andreia Silva (Brasil) y Daniel García (Venezuela).

Parciales: 15-26, 32-40, 54-54. Estadio: Juan De la Barrera.

Por su parte, Estados Unidos largó la segunda fase de las eliminatorias a China 2019 con una contundente victoria sobre Uruguay, resultado con el cual mantuvo el liderazgo compartido del Grupo E. En otro encuentro, Puerto Rico aventajó a Panamá y se metió en la zona de clasificación.

El triunfo de Estados Unidos fue por un 114 a 57 que eximió de mayores apreciaciones. En los hechos el partido quedó sentenciado al término del primer cuarto cuando la diferencia entre uno y otro fue de veinte (28-8). Frank Mason totalizó 16 puntos y 8 asistencias y encabezó la cuota ofensiva delos norteamericanos.

De cerca le siguieron Chasson Randle (15) y Derrick White (14). En Uruguay el único que pudo llegar a dos dígitos fue Joaquin Rodríguez (11). La formación oriental, quizás para consuelo, no tuvo a tres de sus figuras (Luciano Parodi, Bruno Fitipaldo y Esteban Batista) reservados para el partido del lunes 17 ante México.

EE.UU (114): Frank Mason 16, Derrick White 14, Henry Ellenson 10, Dakari Johnson 9, Dwayne Bacon 10 (fi); Bryce Alford 6, Chasson Randle 15, Travis Trice 9, Ben Moore 9, Jameel Warney 9, Isaiah Hicks 7. DT: Jeff Van Gundy.

Uruguay (57): Sebastián Vázquez 2, Diego García 4, Federico Pereiras 6, Sebastián Izaguirre 9, Hatila Passos 8 (fi); Mauro Zubiarre 4, Gonzalo Iglesias 2, Nicolás Catala 0, Hernando Cáceres 2, Kiril Washsmann 9, Joaquín Rodríguez 11. DT: Marcelo Signorelli.

Parciales: 28-8, 56-24, 84-40. Estadio: Cox Pavilion.

En la ciudad de San Juan de Puerto Rico, el local si bien pasó 38 de 40 minutos con ventaja le faltó contundencia en sus momentos más favorables y dependió de un mejor cierre para ganarle a Panamá 82 a 73 en los últimos 4’ (68-65). En ese lapso Gian Clavel (14), asistido por José Barea (18+2+7), resultó determinante con un par de triples y un doble consecutivos.

Fue una victoria importante para los boricuas al mantenerse en buena posición para clasificar al certamen mundialista. Puerto Rico mejoró su marca a 5-2 en el Grupo E y se mantiene entre los mejores tres equipos del grupo. El combinado regresará el lunes al tabloncillo para enfrentar a Argentina en la ciudad Formosa.

Puerto Rico dominó la primera mitad 35-30 con 12 puntos de José Juan Barea. el partido continuó parejo al completarse los primeros 30 minutos. Los boricuas entraron al periodo final con ventaja de 54-49.  La ofensiva de Gian Clavell fue determinante en los minutos finales del partido al ampliar la ventaja boricua ante el avance de los panameños. Panamá cayó a récord de 3-4.

Puerto Rico (82): José Barea 18, David Huertas 9, Angel Vassallo 11, Ricardo Sánchez 3, Jorge Bryan Díaz 3 (fi); Devon Collier 3, Gary Browne 8, Angel Rodríguez 5, Carlos López 2, Gian Clavell 14, Alexander Franklin 1, Javier Mojica 5. DT: Eddie Casiano.

Panamá (73): Javier Carter 16, Tony Bishop Jr. 10, Ernes Oglivie 4, Trevor Gaskins 15, CJ Rodríguez 0 (fi); Eugenio Luzcando 2, Josimar Ayarza 2, Joel Muñóz 1, Jamaal Levy 2, Akil Mitchell 4, Daniel Girón 17. DT: Manuel Hussain.

Arbitros: Marcos Benito (Brasil), Michael Weiland (Canadá), Nathaniel Saunders (Canadá).

Parciales: 20-16, 35-30, 54-49. Estadio: Roberto Clemente.