Australia disputará las semifinales de la Copa Mundial de baloncesto China 2019, tras doblegar hoy a uno de los equipos revelación de la justa, la República Checa, por 82-70 en los cuartos de final. Los hombres de Andrej Lemanis apelaron al base de los Spurs de San Antonio, Patty Mills, para conseguir el triunfo. El armador anotó 24 puntos, atrapó cuatro rebotes y dio seis asistencias, para llegar a una media de 21,8 unidades en el campeonato.

La estrella checa Jaromír Bohacik no tuvo un buen día, a diferencia del organizador de los Bulls de Chicago, Tomas Satoransky, quien logró 13 tantos, atrapó nueve rebotes y habilitó a 13 compañeros. En la primera mitad, ambos equipos mantuvieron un alto nivel y lograron llegar al descanso con solo tres cartones de diferencia (33-30) a favor de los australianos y gran igualdad en el juego.

Los discípulos de Lemanis atacaron fuerte en el tercer cuarto para tomar ventaja decisiva con un contundente éxito parcial de 30-18, que dejó desconcertado al combinado checo. Comenzó fuerte el último cuarto el equipo de Ronen Ginzburg y con triple de Msrtin Peterka y canasta de Pavel Pumprla lograron acercarse a ocho, una ventaja que Aron Baynes, Mitchell ‘Mitch’ Creek y Matthew Dellavedova no dejaron que se materializara.

Los checos trataron de mantenerse con vida en los últimos cinco minutos con dos triples seguidos de Patrik Auda, quien con 21 puntos lideró las anotaciones de los checos, pero no lo consiguieron. El próximo viernes en Beijing, Australia enfrentará a España por el boleto a la disputa del título y Francia y Argentina protagonizarán la otra semifinal.