Nueva entrega del ciclo camino a Rusia, esta vez con lo ocurrido ayer viernes y un duelo, que si no se trata del más disparejo de la Copa del Mundo, la verdad es que pega en el palo, este partido amistoso disputado entre el actual monarca, Alemania, y el seleccionado dirigido por Juan Antonio Pizzi, Arabia Saudita, celebrado en el Bay Arena, en la ciudad de Leverkusen, la casa de Charles Aránguiz.

También es un hecho de la realidad, que el conjunto alemán, no venía realizando actuaciones convincentes de cara al inicio de la Copa Mundial de la Fifa. Los últimos 5 encuentros disputados por la Selección que dirige Joachim Low, terminaron con los germanos sin abrazarse, con la preocupación en su punto álgido, alcanzado este último fin de semana, en la caída ante su similar de Austria, por 2 goles a 1, una Selección que ni siquiera formará parte de Rusia 2018.

Por esta razón, resultaba perentorio despedirse de su afición, con una victoria, y realizando una buena presentación. El apronte ante el combinado que abrirá el vigésimo primer Campeonato del Mundo, ante el cuadro anfitrión, fue aprobado con suficiencia por el equipo europeo, puesto que permitió observar la amplia gama de posibilidades en el juego, que posee el cuadro teutón, y al mismo tiempo, permitió el deleite de los espectadores que asistieron al estadio, donde jornada a jornada, despliega todo su talento, el volante nacional Charles Aránguiz.

En cuanto al fútbol mismo, hacía rato que no observábamos una hegemonía tan marcada entre una escuadra y otra. Si tuviéramos que traspasar al computador, las ocasiones de gol creada por los locales, anotadas en nuestra libreta de apuntes, de seguro nos llevaríamos algún regaño de nuestro jefe, por lo extenso de la nota.

Como se trata de un encuentro de carácter amistoso, simplemente diremos que además de los dos tantos anotados en la primera parte, por Timo Werner a los 7, y por Omar Hawsaw, en contra, a los 42, de no haber sido por el guardameta Abdullah Al, de Arabia Saudita, estaríamos hablando de un marcador tenístico para arriba. También los palos, tuvieron su protagonismo, al ir en ayuda de Abdullah Al, en más de un par de ocasiones.

Es oportuno indicar de igual forma, que todas estas jugadas ofensivas del cuadro alemán, eran acompañadas por precisión en velocidad, desdoblamientos de los hombres más retrasados, como sus laterales Kimmich y Hector, y especialmente por su central Hummels. Un despliegue de versatilidad, que tanto Khedira como Kroos, se encargaban de desarrollar, ya que Mezut Ozil, no fue de la partida.

Alemania sacó una victoria en su último partido de preparación.

Por el lado de los visitantes, un conjunto totalmente sometido hasta la primera media hora. Después de eso, más de alguna llegada a la portería de Neuer, la principal novedad de los actuales campeones del mundo, en especial, por el adelantamiento de la última línea local, lo que generó alguna transición en superioridad numérica para los de Pizzi, pero siempre resuelta deficientemente.

El segundo tiempo, mostró lo que se ha transformado en  una generalidad, en cada uno de duelos preparatorios al mundial, el festival de la variante, ocupando cada uno de los técnicos, los 6 cambios permitidos en estos encuentros.

Con Abdullah Al, como gran figura del partido, transcurrió el cotejo hasta los minutos finales, donde el juez del encuentro, a falta de 5 minutos para finalizar la brega, marcó un penal inexistente en favor de los árabes, que Taiseer Al Jassam, en segunda instancia, colocaba el descuento definitivo, luego de la atajada de Ter Stegen, que había reemplazado a Neuer.

No cabe duda, que no fue el final que Low y la afición alemana esperaba, dado cuenta como comenzó el encuentro, y como fue en general, el desarrollo del partido. Al revés seguramente, del sabor de boca, que le dejó la última parte del cotejo a Juan Antonio Pizzi, con la posibilidad incluso de igualar las acciones en el último minuto de la brega.

Alemania: Neuer; Kimmich, Boateng, Hummels, Hector; Khedira, kroos, Reus; Draxler, Timo Werner, y Muller.

Arabia Saudita: Abdullah Al; Mansour Al ha, al shahrani, Omar Hawsawi, Haw Sawi; Taiseer Al Jass, Salem Al Dans, Al shehri, Salman Al Faraj, Abdullah Ateef, y Fahadal-Mun.

Goles: 7” Timo Werner y 42” Omar Hawsaw (en contra), para Alemania y 85” Taiseer Al Jassam, para Arabia Saudita.

Otros resultados registrados en la jornada de este Viernes, además de la igualdad de nuestra Selección ante Polonia, destaca el triunfo de Suiza ante Japón, por 2 a 0, el de Croacia sobre Senegal, por dos goles a 1, y la victoria de Irán sobre Lituania, por la cuenta mínima.

Luka Modric rodeado de senegaleses en el amistoso entre Croacia y Senegal. Foto: Reuters

Comentarios

comentarios