Abriendo la jornada dominical de la Primera división y en un partido digno de un Súper Clásico, Colo Colo cortó su mal presente, al darle vuelta al marcador y terminar ganando 3-1 a los azules en un estadio Nacional a reventar.

El partido más importante del año para cada uno de los Grandes del balompié chileno, se presentó con un estadio Nacional que conto con un aforo de 43907 personas. Todo un espectáculo mostrado por ambas hinchadas en este torneo de la Primera división.

Luego de sonar el silbato, el juez internacional Roberto Tobar, de regular actuación durante el partido, los locales mediante una asfixiante presión alta, se acercó al pórtico de Agustín Orión, pero en una de las primeras jugadas, David Pizarro tras una fuerte entrada a Jorge Valdivia, tensiono el ambiente al lanzarle improperios al ex volante de Palmeiras.

Acto seguido, en una contra letal de los azules, llegaría el primer grito de gol, filtrando por la derecha Ángelo Araos un balón, perdido por la zaga alba, que recibió Soteldo que no pudo en el mano a mano con Orión, pero en el achique la pelota le quedo a un Mauricio Pinilla que.la empujó y de esta forma originaria la algarabía de los estudiantiles, con celebración incluida al frente de la parcialidad del Cacique.

Primera divisiónDe ahí, las líneas de los dirigidos por Hoyos se retrasaron, otorgándole la pelota a un Colo Colo que tímidamente lograba acercarse al pórtico de Herrera, siendo Jorge Valdivia el más escurridizo con su técnica y visión del juego.

La fricción en la media cancha, era la constante, siendo Carlos Carmona el encargado de romper todo tipo de pelotas en su sector, y por el bando azul Lorenzo Reyes  aparte de un Pizarro más mixto en este careo que en otras presentaciones, señalando que en esta etapa se mostraron siete tarjetas amarillas.

El empate de los de Pedreros la fabricó el hombre gol de esta escuadra, Esteban Paredes al apurar una pelota a la izquierda para un Oscar Opazo que centro para el referente de 36 años, luego de picar por todo el medio de la cancha y adentrarse en el corazón del área para enviar la pelota al fondo de las redes de Herrera con un certero puntillazo. Así con la igualdad en la pizarra se fueron a los vestuarios.

En el complemento, una vez más Paredes con su tanto número 14 en Superclásicos, en una maniobra que inicio por la derecha, se saco fácilmente la marca del brasileño Vaz, para mandar con comba incluida la esférica al Angulo derecho del pórtico de un Johnny Herrera que nada pudo hacer. Se jugaba el minuto 4 y fue un golazo que silenció Ñuñoa.

Primera divisiónLa fricción y calentura se apoderaron de la U, quien comenzó a pegar, incluso sin pelota para tornar el partido bastante denso. A tal punto que a los 16, Beausejour, salió expulsado, con roja directa, e increíblemente se agarró con su compañero de equipo Mauricio Pinilla, en una confrontación donde Jorge Valdivia tuvo que interceder.

Con diez en cancha, la U de Chile pareció sentirse paradójicamente mas asentada en cancha, Hoyos movió el banquillo en búsqueda del tanto de la igualdad, dándole ingreso a un Nicolás Guerra que poco aportó.

Las ocasiones las tuvo el chuncho, pero una buena intervención de Orión y un palo se las negaron. La guinda y sentencia fue obra del Cacique,al finiquitar el careo Jorge Valdivia con un quirúrgico pase a Claudio Baeza para picársela a Herrera y como una especie de Deja Vu, extendió la paternidad histórica al sumar su victoria número 84 , y en el Nacional no pierden desde el 2013.

Primera divisiónLos azules, que deberán pasar la página rápidamente al toparse en el mismo escenario a Cruzeiro de Brasil, quedaron en el segundo lugar con 21 unidades. No caían desde la primera Fecha ante la Unión Española.

Por su parte los de Guede, se ubican de cuartos con 16 unidades, al obtener su cuarta alegría del Campeonato.

Primera división

 

Comentarios

comentarios