Se acaba la ventana internacional para Chile. Fue una nueva derrota para los Cóndores que esta vez terminaron con un sabor distinto. Teniendo a España contra las cuerdas por varios minutos, los nacionales cayeron por un estrecho 22-29 dominando a un equipo totalmente profesional.

Fue una tarde helada en el Estadio La Granja de Curicó. Chile recibía a los europeos luego de caer ante Rumanía en Valparaíso y con un negativo antecedente en su último enfrentamiento ante España, al haber perdido por un abultado 54-10 en 2015.

«Los Leones» eran favoritos y metieron presión desde el principio. Empujaron a los locales por varios minutos a su extrema defensa donde Chile mostró garra y paciencia. Pero luego de 10′ lograron encontrar el espacio para marcar el primer ensayo del partido.

Un penal de Videla y el try de Saavedra, luego de un muy buen corte de Huerta, dejó por pocos minutos a los Cóndores en ventaja (10-7), ya que tres minutos después Julen Goia, apoyaría el segundo ensayo para los visitantes. Una ventaja que duró poco, pero hizo creer a los chilenos.

El primero tiempo terminaría 16-17 a favor de los españoles luego de una seguidilla de penales a los palos tanto de Videla para Chile, como de David Mele para los Leones. Estaban jugando a la par ante un equipo totalmente profesional y que fueron descalificados del Mundial de Japón 2019 por temas extradeportivos. Sí se podía.

Los pupilos de Pablo Lemoine salieron a buscar el partido en el segundo tiempo. Dominaron los tiempos de juego, el ritmo, las pausas. Pero claro, España tenía más oficio y apenas tuvo un scrum cerca del ingol chileno, su número 8 un samoano nacionalizado, apoyó su try.

Chile jugó en territorio español por varios minutos. Videla sacó provecho con dos penales para estrechar el marcador (22-24). A pesar de eso, el line fue una formación débil, donde se perdieron muchas pelotas claves.

Los europeos marcaron otro try a través de Thierry Feuteu a 5′ del final. 29 a 22 quedó el marcador. Pero Chile no se dejó rendir fácil. Terminó dejando a los españoles defendiendo en extrema defensa y pidiendo la hora sobre el final. Los Cóndores mostraron garra, sacrificio, pasión y un muy buen rugby. Sin lugar a dudas, mejor partido de la era Lemoine.

Ahora toca seguir trabajando. España viajará a Uruguay para enfrentar a los charrúas en su último partido por su gira en Sudamérica. Mientra que los Cóndores hasta ahora no tendrán acción hasta el próximo Americas Rugby Championship, si es que no organizan un amistoso antes que eso. Pero para alivio del hincha, la mano del coach uruguayo mostró sus primeras señales.