Caballero, Otamendi, Rojo, Tagliafico, Mascherano, Meza, Di María y, obviamente, Lionel Messi, parecen tener asegurado su lugar en el equipo titular de Argentina que este sábado tendrá su debut mundialista frente a Islandia en Moscú. Son ocho futbolistas que viene repitiendo en los entrenamientos Jorge Sampaoli, algunos de manera lógica y otros que sorprendieron a muchos, pero le sigue faltando ocupar tres lugares, para los cuales tiene seis candidatos.

En cuanto a los que están casi seguro y muchos no esperaban, Rojo le está ganando la pulseada a Fazio, Mascherano arrancará su cuarto Mundial como titular y Maxi Meza se quedó con el lugar que era de Manuel Lanzini. Además, el DT nunca dudó en confiarle el arco a Willy Caballero.

LATERAL DERECHO

La primera incógnita es una verdadera declaración de intenciones: Eduardo Salvio o Gabriel Mercado. Toto hoy se desempeña como carrilero, pero sus inicios en Lanús lo tuvieron prácticamente de wing, lo que significa que es un jugador de características netamente ofensivas, con menos compromiso para la marca que Gaby, quien incluso es considerado variante para el puesto de primer marcador central.

Si bien el jugador de Sevilla se desempeñó en la mayor parte de su carrera cerca de la banda, su excelente juego aéreo lo llevó a moverse como stopper. Su otra virtud, que siempre le suma un “poroto”, tiene que ver con ganar de arriba en el área rival, contando con varios goles en su haber, uno de ellos en el último amistoso ante Brasil.

MEDIOCAMPISTA CENTRAL

Para esta duda influye tanto la forma de jugar de cada uno como el momento que atraviesan. Hace unos meses, Lucas Biglia parecía inamovible del equipo titular, como principal volante de marca. Pero su final de temporada se vio manchado por esa lesión sufrida en la columna, agravada por el choque con el Papu Gómez en su regreso, que incluso puso en duda que pudiera ser parte de los 23 convocados.

Gio Lo Celso es una de las grandes apuestas de Sampa: el volante que surgiera en Rosario Central se ganó la titularidad nada menos que en PSG y aporta algo que siempre costó conseguir: un jugador que le entregue limpia la pelota a Messi. Ante un rival que se espera que proponga poco y espere en un bloque compacto como Islandia, parece tener una mínima ventaja.

DELANTERO CENTRO

El puesto que parecía tener al Kun Agüero como dueño hoy ya no está tan asegurado y tiene que ver con el estilo de juego que ofrece el Pipa Higuaín, un 9 mucho más clásico que funciona como referencia de área. La contra histórica del jugador de Juventus es la carga psicológica de las situaciones desperdiciadas en finales.

Por su parte, del ídolo del City parece encajar más en la idea de jugar al ras del suelo para romper la última línea de los nórdicos, que primaría de cara al debut.

Comentarios

comentarios