El excampeón mundial pesado de la Federación, la Asociación y la Organización Mundial de Boxeo, el inglés Tyson Fury, salió de un letargo de dos años y media de inactividad, para derrotar por nocaut técnico en el quinto round al albano Sefer Sefari, en un deslucido combate, que fue el estelar, de una cartelera que fue organizada este sábado en la Arena Manchester, en Manchester, Inglaterra. La pelea fue organizada por Queensberry Promotions, del promotor Frank Warren, y televisada por BT Sport en el Reino Unido.

Más que un combate o entrenamiento público, parecía una pelea callejera entre un hombre adulto contra un niño, en vista de la enorme diferencia de estatura, alcance y peso entre ambos peleadores.

Eso se vio desde el viernes, cuando Fury marcó 66 libras por encima de Seferi (210 libras), quien lució preocupado todo el tiempo por la ofensiva del inglés, hasta que decidió abandonar antes que iniciara el quinto round. No se vio algún golpe contundente que pusiera en malas condiciones a Sefari, quien prefirió abandonar antes de verse en la lona, noqueado, cuando Fury se lo propusiera.

Con este resultado, Fury mejoró su record a 26-0, con 16 nocauts. Al final, su promotor Warren reconoció que el rival fue justo para su inactividad y prometió una mayor oposición en siguiente combate, programado para el mes de agosto. En cambio, el peso crucero Sefari cayó a 23-2, con 21 nocauts.

Comentarios

comentarios