Un 24 de Febrero de 1981, nació en Australia uno de los tenistas más importantes de la historia del deporte blanco: Lleyton Hewitt, el “chico malo” de Adelaida, reconocido por su carácter irascible dentro y fuera de la cancha, pero al fin y al cabo, un gran campeón: llegó a ocupar el puesto número 1 en el ranking de la ATP, y logró ganar 2 torneos de Grand Slam.

nalbandianap

Disputó 4 finales de Grand Slam, de las cuales ganó 2 y perdió 2. La primera fue en el US Open del 2001, cuando derrotó en la final a la leyenda estadounidense Pete Sampras por 7-6 / 6-1 y 6-1. La segunda ganada fue en Wimbledon del 2002, cuando derrotó al argentino David Nalbandian en sets corridos por 6-1 / 6-3 y 6-2.

Posee un total de 27 títulos, de los cuales 25 son como singlista (2 Grand Slams, 2 ATP Masters Series, 2 Tennis Masters Cup y 19 ATP Tour) y los 2 restantes como doblista (1 Grand Slam y 1 ATP Tour).

Fue denominado el “campeón precoz”, debido a que posee el récord de ser el tenista más joven en alcanzar el número uno del ranking ATP, logro alcanzado a los 20 años, 8 meses y 26 días. Además, es el tenista más joven de la historia, y de más bajo ranking (N°550), en ganar un torneo ATP, con sólo 16 años 10 meses y 18 días, al ganar el Torneo de Adelaida en el año 1998.

d6a4da1e18fa9f44f8f6711584567c92

Sin embargo,  el australiano supo forjar una exitosa carrera, que lo llevó a ser número 1 del ranking de la ATP por 80 semanas entre los años 2001 y 2003.

Talento y polémicas

Quizás el talón de aquiles de Hewitt, fue su arrogancia que lo llevó a tener problemas con otros tenistas, umpires e incluso con el público. Su clásico “C’mon” para festejar los puntos se convirtió en una marca registrada, pero en algunos casos provocó molestia en sus rivales.

Conocidas fueron sus polémicas en las canchas. La primera de ellas ocurrió cuando tenía tan solo 20 años, durante el US Open del 2001. En un partido ante el local James Blake, y enojado por los supuestos fallos en su contra de uno de los asistentes, le dijo al árbitro: “¿No ves la similitud entre ellos?”, aludiendo a que ambos eran de raza negra.

Chela Hewitt

Los cruces más recordados los tuvo con tenistas argentinos. En 2005, durante un partido de Copa Davis, hubo insultos, gestos groseros y reclamos con Guillermo Coria. El ex número uno adujo que “El Mago” lo había provocado “agarrándose los testículos” en varias oportunidades. Ese mismo año, con Juan Ignacio Chela, la situación había pasado a mayores en el Abierto de Australia. Visiblemente ofuscado por las actitudes del local, “El Flaco” lo escupió en un cruce en la red, lo que posteriormente le valió una multa de 2 mil dólares.

Es más: el día de su retiro vivió una situación de controversia. Durante el match con el español David Ferrer en el Australian Open y mostrando su temperamento singular, sostuvo un duelo verbal con el juez de silla Pascal María, que le propinó una advertencia (warning) por un insulto audible. “Eres un maldito idiota, por eso todos en el vestuario piensan que te crees muy importante”, le dijo Hewitt al umpire durante el descanso.

1453437244291

Ahora el chico malo del tenis continuará vinculado más que nunca al deporte de las raquetas, ya que se dedicará de inmediato a su nueva función como capitán del equipo australiano de Copa Davis.

Lleyton+Hewitt+Tennis+Australia+Media+Opportunity+HT5B8rGyiwdl

 

 

Comentarios

comentarios