A solo días  del partido por la semifinal de la Copa Chile, entre Unión Española y Universidad de Chile, los rojos de Santa Laura se mantienen firmes en la idea de no presentarse e insisten en que si no se les reconoce previamente el cuarto cupo de la Copa Libertadores de América, el partido no se disputa.

El encuentro está fijado para el  sábado a las 20.30, en el estadio La Portada de La Serena inmediatamente después de la otra semifinal entre Colo Colo y  Universidad Católica, ambos ya clasificados para el certamen internacional.

«No hemos sido escuchados ni por el Directorio ni los clubes. Nos reservamos el derecho de recurrir a los órganos jurisdiccionales deportivos nacionales o internacionales», indicó Luis Baquedano, gerente general.

«No nos vamos a prestar para participar en un evento fabricado especialmente para ayudar a Universidad de Chile».

Desde la ANFP han reiterado en varias oportunidades en que las bases dicen que “la interpretación de las normas, en todo aquello que no sea de la incumbencia del Tribunal de Disciplina, corresponderá a lo que ordene el directorio y así se ha hecho”.

El equipo que no se presente a disputar un partido o abandone el campo de juego antes de su término reglamentario, será sancionado con la pérdida de los puntos en disputa, los que se otorgarán al equipo rival, al que se tendrá como ganador del partido, por un marcador de 3-0”.

El equipo puede ser sancionado con 5 años sin disputar el torneo respectivo. También existe un perjuicio económico para quien no se presente. El elenco de Santa Laura podría ser multado con 500 UF, es decir, poco más de 14 millones de pesos.