Un gran desempeño logró el esquiador nacional Felipe Miranda en el Moomba Masters de Australia, al conseguir su mejor actuación en más de una década en este certamen luego de obtener dos medallas de bronce en las competencias de salto.

El chileno mostró un gran nivel logrando acceder a las finales de día y noche, obteniendo el tercer lugar en diurna al registrar 59,8 metros. En la competencia nocturna clasificó con la segundo mejor marca al realizar un brinco de 62,7 metros.

En la final diurna el seleccionado del Team Chile registró una marca de 64,3 metros, escoltando en el podio al laureado esquiador norteamericano Freddy Krueger con 65,1 y al ruso con Igor Morozov con 65,0.

Mientras que en la definición nocturna el deportista nacional, manteniendo su buen rendimiento, realizó un brinco de 62,2 metros quedando nuevamente detrás de Krueger y Morozov.

“Uno siempre quiere ganar y más aún cuando las marcas están así de parejas. De todas maneras, y con la mente un poco más fría, estoy satisfecho con la actuación y muy seguro que los primeros lugares ya van a comenzar a llegar. Fue una buena semana y una excelente competencia para abrir el año”, afirmó Felipe Miranda.

Felipe Miranda en el podio del Moomba Masters de Australia.