Prácticamente todos los deportes han retomado la actividad tras el largo receso por el coronavirus y el tenis es uno de los pocos que sigue parado, todavía cauteloso ante la amenaza del virus. El circuito se reanudará en Estados Unidos en agosto y en septiembre será el turno del Mutua Madrid Open, aunque los organizadores del torneo español se muestran pesimistas ante los contagios en la capital española.

El Masters 1000 madrileño está programado entre el 12 y el 20 de septiembre pero los rebrotes en territorio español amenazan con la suspensión. “Los organizadores del Mutua Madrid Open solicitaron la ayuda de Antonio Zapatero, viceconsejero de Salud Pública, y recibieron la recomendación de no celebrar el torneo por la evolución actual de la covid-19”, indicaron en un comunicado los gestores de la cita.

COMUNICADO DEL MUTUA MADRID OPEN

En una reunión donde “expusieron sus dudas sobre poder celebrar el torneo sin complicaciones sanitarias que afectasen a jugadores, público y trabajadores”, la autoridades sanitarias concluyeron que la situación “desafortunadamente empeora día a día”. El panorama es poco alentador para el torneo madrileño.

La cancelación está sobre la mesa, pero todavía no hay una decisión firme. “Están analizando y valorando detalladamente todas las opciones posibles, pensando siempre en garantizar la seguridad de todos los integrantes del torneo”, prosiguió el escrito de la organización, que estará muy atenta a la evolución del virus en los próximos días para tomar una decisión definitiva.

De suspenderse, el Mutua Madrid Open quiere tomar la decisión con “tiempo suficiente”. La opinión de las autoridades sanitarias tendrá un peso importante, pero también será decisiva la postura de la empresas Tiriac y Super Slam Ltd, que son las propietarios de la licencia del torneo.

Por el momento, la reanudación del tenis sigue adelante para el 22 de agosto con el Masters 1000 de Cincinnati y posteriormente le seguirá el Grand Slam americano, el US Open, que tiene previsto su inicio el 31 de agosto. Acabada la gira estadounidense el tenis desembarcará en Europa con el torneo de Kitzbuhel y posteriormente sería el turno del Mutua Madrid Open, que por ahora pende de un hilo.