Una jornada marcada por las duras condiciones climáticas debieron enfrentar las ocho delegaciones que dieron vida a la décima versión del Junior World Trophy rugby 2017 en Montevideo, Uruguay.

Séptimo lugar: El primer encuentro de la etapa definitiva enfrentó al seleccionado de Canadá con Hong Kong. El equipo norteamericano no tuvo piedad frente a uno de los nuevos proyectos del rugby mundial y venció claramente a los asiáticos por 38 – 0, quedándose con el séptimo lugar del torneo.

Quinto lugar: Chile debió apelar a una estoica disciplina táctica para contrarrestar la reconocida habilidad del juego de Fiji que, luego de ser contrarestados constantemente por el incansable trabajo en el tackle de los cóndores, entró en desesperación y debió vivir el encuentro con tres jugadores en el sinbin, oportunidad que no fue desaprovechada por los cóndores para quedarse con el quinto puesto del JWT por un marcador final de 15 -13.

Tercer lugar: Uruguay, que estuvo a un kick de poder disputar una final soñada con su gente, debió conformarse con el tercer puesto luego de vencer categóricamente a Namibia por 34 -12.

Japón, que solo vio complicaciones frente a Chile en la primera fecha, pero que luego, a lo largo del campeonato mostraría el juego más sólido, disputaba el paso a la serie A del rugby mundial contra Portugal, uno de los elencos menos esperados, pero que bien supo mostrar sus credenciales desde el primer encuentro al vencer a los dueños de casa y luego a Fiji y Hong Kong.

El partido por el primer lugar del Junior Word Trophy 2017 se vivió bajo una torrencial lluvia que transformaba el campo de juego en una verdadera piscina, por lo que la estrategia estaba en jugar en el campo del rival y apostar a una buena organización. En este ir y venir de Kicks, Japón consiguió sacar mejor rédito puesto que luego de una intercepción, Faulua Makisi, tercera línea japonés elegido como el mejor jugador del torneo, consiguó anotar el único try de la primera fracción.

El segundo tiempo siguió con el dominio japonés, esta vez representado con un try penal originado desde el scrum. Portugal respondería con un penal para dejar las cosas 14 -3.

Luego de 25 minutos de juego, cuando el verdadero diluvio vivido en Montevideo comenzaba a impedir la correcta disputa del partido, el réferi uruguayo, Francisco González, apelando a la seguridad de los jugadores, decidió suspender el encuentro y decretar como vencedor a Japón.

Fotos por Victor hugo Montalva, Sports News