La largada de la prueba especial de la primera etapa del Rally Dakar 2016 fue cancelada por las autoridades deportivas debido a las intensas lluvias registradas en Córdoba.

Las condiciones climáticas complicaron la salida de los competidores y la de los helicópteros abocados tanto al seguimiento de la competencia como al operativo médico y de seguridad, explicaron los organizadores.

El móvil en el que se trasladaba el director del Dakar, el francés Etienne Lavigne, aterrizó en un campo a 60 kilómetros de la largada de la especial porque la tormenta impedía su vuelo con normalidad.

Según el parte meteorológico informado a los pilotos aéreos, las condiciones del tiempo comenzarían a mejorar recién a partir del mediodía.

El motociclista español Joan Barreda consideró que «se ha tomado una decisión acertada» por parte de la organización, que decidió cancelar por las malas condiciones climáticas y las crecidas de los ríos la primera etapa del Dakar, que iba de Rosario a Villa Carlos Paz, y contó que le cayó un rayo «a cien metros».

«Estoy congelado y necesito una ducha caliente después de una jornada complicada. La tormenta de rayos fue impresionante, e incluso uno me cayó a unos cien metros», relató el piloto de Honda, uno de los líderes de la clasificación tras el prólogo del sábado.

«Hemos salido en los primeros kilómetros bien, pero en el kilómetro 250 hemos parado a cambiar los neumáticos en el último punto donde podíamos hacer asistencia, y ahí ha empezado a llover. Cinco kilómetros después, ha empezado una tormenta de rayos. Me ha caído uno a unos cien metros, que incluso me ha movido la moto».

La primera etapa del Dakar, que el sábado se puso en marcha con un accidente en la ciudad bonaerense de Arrecifes que dejó un saldo de 10 espectadores heridos, estaba prevista entre Rosario (Santa Fe) y Villa Carlos Paz (Córdoba) con un recorrido de 660 kilómetros y una especial de 404.

Después de atravesar esas ciudades, la carrera pasará por Termas de Río Hondo (Santiago del Estero), Jujuy, Salta (donde tendrá su jornada de descanso, el 10 de enero), Tucumán, Belén (Catamarca), La Rioja, San Juan y concluirá el 16 de enero en Rosario.