LANCE ARMSTRONG NO PUEDE VENDER SU MANSIÓN

Como resultado de su confesión de dopaje en 2013, Lance Armstrong perdió mucho. El respeto de cientos de miles de fanáticos, su reputación como super estrella del ciclismo, el favor de poderosos patrocinadores, los siete títulos del Tour de Francia y cualquier contacto con el mundo de las competencias deportivas, el mundo al que tiene prohibido el acceso de por vida.

Pero no perdió su riqueza. Se estima que Armstrong tiene activos por alrededor de 50 millones de dolares. Incluso antes del escándalo de dopaje, el estadounidense tenía muchas ventajas. En 2008, unos cinco años antes de su confesión, compró una villa de ensueño por unos 10 millones de dolares en el exclusivo centro de esquí. Una mansión llena de comodidades de la que ahora quiere deshacerse. Incluso el propio Armstrong mostró su casa en un video a modo de promoción de la venta. Hasta ahora sin resultados de un posible negocio.

Lance Armstrong ha vuelto a hacer noticia por estos días a raíz de un nuevo documental acerca de su etapa de competidor activo y su dopaje sistemático. «Diez mil veces me preguntaron si me dopaba, y mentí diez mil veces» confiesa el ex ciclista en una producción que aún no tiene fecha de estreno en Sudamérica.

Estas son algunas de las imágenes de la villa de Armstrong.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.