Lukas Roessler valora su experiencia en el Junior Players Championship

El golf nacional no es solo Joaquín Niemann y Mito Pereira, esta también Antonia Matte y durante el pasado fin de semana, Lukas Roessler estuvo compitiendo en un desafío de alto calibre. Hablamos nada más y nada menos que en el Junior Players Championship que, al igual que el “quinto major”, se disputa en el mítico recorrido del TPC Sawgrass ubicado en Ponte Vedra, Florida.

En un año que ha sido atípico para el golf mundial, debido a la pandemia del Covid19, este torneo representó un gran reto para el chileno pues, más allá de los meses de inactividad por el confinamiento, tuvo que volver para competir al más alto nivel y terminando una semana pareja.

En definitiva, fueron parciales de 74, 76 y 81 para el chileno en el desafiante trazado de Florida que lo dejaron ubicado en el puesto T58 con un acumulado de 231 impactos (+15), pero llevándose mucho aprendizaje y autocrítica del torneo organizado por la American Junior Golf Association (AJGA).

“No fue la semana que esperaba. Si bien no le pegué del todo bien a la pelota, los dos primeros días la pude pelear un poco, pero en el último me compliqué en cinco hoyos que me costaron caro”, comenzó el análisis de Roessler al finalizar su actuación en el torneo.

“A pesar del resultado, quiero tomar este torneo como un aprendizaje y una buena experiencia para seguir metiéndole y mejorar”, reconoció el chileno.

Además dio sus sensaciones de lo que fue su semana, destacando que no sintió la falta de actividad, “En la cancha me sentí bastante bien. Sentí que más bien el resultado no salió por un tema de golf. No me sentí para nada en desventaja con respecto a los otros por no haber jugado en meses. Eso es un tema más mental y de confianza”, finalizó.

Es así como el chileno cierra una importante experiencia en el paulatino retorno de las competencias a nivel internacional.

Fuente: Federación de Golf de Chile

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.