Momento difícil para la WNBA

La WNBA y el sindicato de jugadoras decidieron que los equipos deben obtener sus listas bajo el límite salarial para mañana martes lo que permita que las jugadoras puedan recibir el pago el 1 de junio, lo que ha provocado a muchos equipos decisiones difíciles sobre a quién cortarán y poco tiempo a la hora de dar una solución.

«Es la peor parte de este trabajo», comentó Jonathan Kolb, gerente general de las Liberty de Nueva York, a medios de comunicación.

Agregó que «estos son sueños que se alteran repentinamente y tú eres una gran parte de eso. Son seres humanos, no sólo jugadoras de baloncesto».

Por su parte el entrenador y gerente general de las Sun de Connecticut, Curt Miller, había establecido su lista de campos de entrenamiento de cara a definir los puestos en los que hay mayor competencia, pero ahora tendrá que tomar decisiones de manera diferente.

«En última instancia nosotros tendremos que decidir qué habilidades y fuerza poseen que nos permitan establecer nuestra lista», declaró Miller.

La crisis del coronavirus ha obligado a la liga a ajustar su presupuesto, lo cual va a tener incidencia en los equipos. Estos ya tienen habitualmente que reducir sus plantillas a doce jugadoras antes del inicio de la temporada, una circunstancia que seguirá manteniéndose en este atípico 2020. Algunos equipos habían abogado por dejar las plantillas este año en quince jugadoras, una idea que no ha sido aceptada por la liga.

Todo lo anterior no significa que la WNBA esté lista para empezar. Por ahora se manejan media docena de escenarios para iniciar la ligay la prioridad es que todas las jugadoras puedan recibir su salario el próximo 1 de junio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.