Presentado el miércoles, el futuro centro acuático para los Juegos Olímpicos de 2024 ya se destaca por un costo muy superior al previsto inicialmente.

100 metros de largo, 30 metros de alto y 63 millones de euros más. Estas son las líneas principales anunciadas el miércoles para el futuro centro acuático, que está a punto de construirse para los Juegos Olímpicos de París. Debido al costo inicial de 111 millones de euros, como se indica en la solicitud de París 2024, el complejo será mucho más caro de lo esperado y, en última instancia, debería costar 174 millones de euros, según lo anunciado por la metrópoli del Gran París.

Dicho presupuesto de inmediato hizo saltar las alarmas, la primera de ellas encendida por uno de los hombres del deporte francés que mas defiende y promociona el olimpismo, Guy Drut, medallista de oro en Montreal 76 en loa 110 metros con vallas.

“Los Juegos deben reinventarse”, explicó el miembro francés del Comité Olímpico Internacional (COI). “Tenemos que repensarlos para adaptarlos y mantenerlos relevantes para el mundo cambiante. No podrán ser retenidos a ningún precio, desconectados de la realidad, en los “márgenes” del mundo “, continúa el ex Ministro de Deportes de Jacques Chirac enfatizando en particular la posibilidad de “santificar ciertas pruebas, sea cual sea el país organizador “.

Las declaraciones de Drut se producen apenas días después que la organización de Tokio 2020 dijera que sin una vacuna probada, lo mas probable es que los Juegos se cancelen. Ambas apreciaciones no cayeron nada de bien en el COI, un organismo que depende económicamente en mas de un 70% del evento olímpico de verano

Guy Drut, ex ministro de deporte de Francia y miembro COI.