Siguen las bajas en el US Open

Las tenistas Elina Svitolina (5ª) y Kiki Bertens (7ª) (foto portada), han anunciado su baja en el Open USA por la situación actual derivada del coronavirus. La ucraniana, de 25 años, y la neerlandesa, de 28, se unen así a la número 1 del ranking, la australiana Ashleigh Barty, al renunciar al Grand Slam neoyorquino, previsto del 31 de agosto al 13 de septiembre.

“No me siento cómoda para viajar a Estados Unidos sin poner en riesgo a mi equipo y a mí misma”, ha explicado en las redes sociales Svitolina, que llegó el año pasado a semifinales en Flushing Meadows, su mejor resultado en un ‘grande’ junto a las ‘semis’ de Wimbledon, también de 2019. La ucraniana suma 14 títulos WTA con el Masters de 2018 como su gran éxito hasta el momento: el año pasado también alcanzó la final del torneo de ‘maestras’, aunque entonces perdió contra Barty.

Svitolina

Bertens ha escrito en las redes sociales que una de sus preocupaciones es la necesidad de hacer cuarentena al regresar a Europa después del Open USA, lo que complicaría su preparación para la tierra batida y jugar en Roma y Roland Garros, programado a partir del 27 de septiembre. “La situación en torno a COVID-19 sigue siendo preocupante y la salud de todos y el control sobre este virus es prioritario”, ha afirmado la neerlandesa, ganadora de 10 títulos WTA y con las semifinales de Roland Garros’2016 como mejor actuación en los Grand Slams.

En tanto, también se sumó a las baja la rusa Svetlana Kuznetsova (32ª), campeona del US Open de 2004, según declaraciones de Shamil Tarpischev, miembro de la federación rusa de tenis. La tenista que estaba inscrita en el torneo estadounidense ha decidido definitivamente no competir, tras una entrevista dada hace unos días, donde la rusa había manifestado sus dudas de viajar a Estados Unidos.

En el torneo masculino, también son tres los top-10 que ya han anunciado su renuncia al Open USA: el vigente campeón, Rafael Nadal (2º), Roger Federer (4º) y Gael Monfils (9º), pareja sentimental de Elina Sviotolina, que acaba de renunciar también a la cita neoyorquina.

A ellos se suma Stan Wawrinka, ex Top 3 del mundo y ganador del US Open en 2016, quien es uno de los tenistas que ni siquiera se inscribió en la edición de este año del US Open y optó por quedarse en Europa ante la situación actual con la pandemia. Sin embargo, Wawrinka no dejará de competir por esto.

El suizo se encuentra entrenando sobre tierra batida para  Roland Garros y decidió inscribirse en dos torneos Challenger que se realizarán en Praga, capital de República Checa, entre el 17 y 24 de agosto. Este será el regreso de Wawrinka a Challengers en más de 10 años.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.